Buenas noches

buenas noches

La periodista Karelia Vázquez recientemente publicaba un artículo en el que nos hablaba de que en un futuro, no muy lejano, el hecho de dormir va a pasar por el filtro de las nuevas tecnologías: pijamas inteligentes, sueños programados, colchones conectados a internet, etc. Quizá la cama o el hecho mismo de dormir sean un “invento” de mucha antigüedad, pero es posible que en los próximos años se produzcan cambios (sin entrar en las modificaciones genéticas del sueño) que nos permitan obtener muchos más beneficios que el “simple” reposo y el reajuste neuronal de todas las noches.

 

Vamos a soñar: son las 23.45 del 18 de marzo de 2035, me dispongo a dormir. Tras mi aseo personal me pongo el pijama y en el mismo momento en que entra en contacto con mi piel se conecta con el dispositivo electrónico más cercano a mí y transfiere todos los datos biométricos necesarios para indicarle mi estado físico y emocional general en el momento en que me dispongo a dormir. Con estos parámetros, de modo automático se ajusta la temperatura de mi cama (la más adecuada en ese momento para mí), el nivel de presión del colchón, su grado de inclinación y la orientación norte-sur más adecuada con el magnetismo de mi cuerpo y de la propia estancia. Nada más sentarme en la cama un dispensador electrónico expedirá las tres pastillas que me debo tomar antes del sueño.

El día, hoy, ha sido intenso, mis biorritmos físicos e intelectuales están en fase regresiva y las decisiones que he tomado me han supuesto un esfuerzo extraordinario. Nada más recostarme en la cama se enciende una pantalla de televisión en la que se me ofrecen los cuatro programas más adecuados con mi estado físico y mi ánimo en ese momento; decido oír un poco de música. El dispositivo me sugiere tres alternativas de tipo de sueños que puedo tener esta noche: puedo elegir entre soñar con familiares, soñar con la resolución de una lista de problemas que me acucian en los últimos días o puedo soñar componiendo escenas que deseo que me sucedan al día siguiente (está demostrado que los pensamientos que acuden a nuestra mente justo en el momento antes del sueño pueden llegar a condicionar los logros o la actitud que tengamos en el día posterior). Elijo esta última opción y dejo que la música se mezcle con esos últimos pensamientos.

En el instante mismo en que quedo dormido el dispositivo del pijama recoge todas mis actividades basales, comprueba que las pastillas cumplen su efecto, mide la relajación de mis músculos, chequea mi corazón, hígado y riñones, valora la temperatura de mi cuerpo y reajusta el calor que genera el colchón. Duermo plácidamente.

A las 7.05 pequeñas vibraciones en el colchón me despiertan, abro los ojos y en el terminal móvil puedo ver la siguiente información: he tenido 16 episodios de sueño de los que 3 son importantes y se me recomienda verlos en ese momento; también veo el número de apneas que he tenido por la noche, los niveles de glucosa en sangre, la tensión y hay cuatro notas de tareas que mi mente ha recordado (derivadas de los sueños) y que debo hacer en ese día. Con un clic las incorporo a mi agenda para hoy día 19. Nada más levantarme puedo escuchar cómo se pone en marcha la ducha a la temperatura más adecuada a la corporal con la que me despierto. También en ese momento las sábanas entre las que he dormido se recogen hacia dentro y pasan por un proceso de limpieza de todo tipo de restos (piel, ácaros, polen, etc.) quedando de nuevo la cama completamente hecha y lista para la noche.

Por cierto, el dispositivo ha valorado en 8,75, sobre 10, la calidad de mi sueño y el descanso y me indica que mido 2,77 centímetros más que cuando me acosté. “Antonio, que tengas un buen día”.

lamadriddiario@gmail.com

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s