Imaginación

Romper moldes, crear desde la nada, visualizar mundos o escenarios diferentes, abrir nuevos caminos antes inexplorados, emprender algo que otros nunca intentaron, desarrollar el arte en cualquiera de sus expresiones, investigar en ciencia, discurrir nuevas soluciones a viejos problemas… Todos estos logros se consiguen con la imaginación.

“Imaginación” proviene de “imagen”, de una imagen en acción: de dejar en libertad la mente para que galope a donde ella quiera. La imaginación suele estar preñada de deseos, anhelos y limitaciones que gracias a ella somos capaces de romper con el simple hecho de pensar en ellos. Visualizo la imaginación como una gran maquinaria que se pone en funcionamiento cada vez que quiero romper con la realidad, por el simple hecho de crear y de cambiar lo establecido. Es una maquinaria en apariencia pesada pero que en cuanto se activa es capaz de tomar alas y viajar a cualquier escenario con ligereza y rapidez y transformando todo lo imaginado en un constante frenesí; eso es la imaginación. Puede ser positiva o negativa, proactiva o reactiva, desbocada o controlada, sutil, perezosa, trepidante, grandiosa o detallista. La imaginación no tiene límites y es el mejor ejemplo de que al campo no se le pueden poner puertas. Mi primo Luis (reciéntemente fallecido), cuando era colegial y le preguntaban por lo que había estudiado en Historia, por su impulso a contestar algo era capaz de crear con su imaginación cualquier escenario. Y el profesor le decía: “eres el mejor en historia inventada”.

Todo lo que se puede imaginar es susceptible de materializarse y hacerse realidad en algún momento. Que se lo digan a grandes escritores como Verne, Lowecraft o Asimov o a grandes emprendedores como Edison, Tesla o Jobs. En muchas circunstancias, la imaginación como paso previo y necesario hacia la creatividad nos ha permitido disfrutar de objetos, servicios o ideas que tiempo atrás habrían sido “un mero producto de nuestra imaginación”.

Uno de los graves problemas sobre los que siento que está asentada nuestra civilización, basada aún en el aprendizaje memorístico y centrada en una educación –cómoda- de repetir tareas, códigos y representaciones, es la castración a la que sometemos a la imaginación de nuestros hijos. Tener un hijo bien educado, con valores firmes y respetuoso de los demás no está reñido, en absoluto, con el hecho de potenciar la imaginación en un ser que en su edad madura tendrá que hacer uso de ella para resolver pequeños y grandes problemas. En las asignaturas de los chicos, al menos hasta los 14 años, tendría que haber una que se llamara “creatividad” y que estuviera basada en el uso de la imaginación para crear escenarios distintos a los ya trillados, habituales y con poco o nulo valor. Cuántas veces hemos oído la expresión “la imaginación al poder”, pero en muy pocas ocasiones hemos sido proactivos para que así sea.

Cuando imaginamos miramos hacia arriba (a nuestra pantalla mental), tratando de salir de nosotros mismos para ver de otro modo la realidad; es como si nos pusiéramos en conexión con el universo, con todos los universos, esperando esa inspiración que llegue a concretar algo nuevo, distinto, diferente, rompedor. Justamente por esos calificativos son por los que más dinero estamos dispuestos a pagar cuando se plasman en un producto o un servicio concreto. Las cinco empresas más potentes del mundo son en estos momentos: Amazon, Google, Microsoft, Apple y Facebook. Nacieron de la imaginación de ocho genios con ingenio que trataron de ser disruptivos con su tiempo presente y lo consiguieron. ¿Cómo queremos que sean nuestras nuevas generaciones: repetitivas o renovadoras? En buena parte de nosotros dependerá.

 

lamadriddiario@gmail.com

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.